Skip to content

NOTICIAS

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en whatsapp
Compartir en telegram
Compartir en email

La selección española de squash, tanto masculina como femenina, participó en el campeonato de Europa por equipos. La cita, a la que acudieron los mejores países del continente, se celebró en Eindhoven (Holanda) del miércoles 27 al sábado 30 de abril. 

El Campeonato de Europa, que llevaba dos años sin celebrarse por la pandemia, retornó con la participación de veinticuatro países europeos. Durante estos días se midieron los equipos de la primera y segunda división continental, tanto en hombres como en mujeres.

España estuvo representada, en categoría femenina, por Cristina Gómez, campeona de España y número cuarenta y ocho del mundo; Marta Domínguez, número dos del ranking nacional y top cien mundial; Sofía Mateos, tercera de España; y Noa Romero, quien finalizó sexta de Europa júnior a principios de abril. Las chicas, bajo las órdenes de Elena Sánchez, se midieron en la fase de grupos a Irlanda, República Checa y Austria, y superaron cada enfrentamiento con tres partidos a cero, cediendo sólo uno ante las checas. De este modo finalizaron primeras de grupo. El oro o la plata en los playoffs de la segunda división les daba el ascenso, y lograron subirse al primer peldaño del podio al superar a Polonia y a Suiza. Este resultado hace que el año que viene la selección femenina compita contra los mejores países europeos. Inglaterra, nuevamente, se coronó como campeona continental. 

En cuanto al equipo masculino, que competía en la primera división europea y acudía como subcampeón de Europa, estaba liderado por Borja Golán, campeón de España en diecisiete ocasiones y ex top cinco mundial; junto a él, Bernat Jaume, Iván Pérez, Edmon López y Sergio García. Iker Pajares, actual subcampeón de España y número dieciocho del mundo, fue importante baja por lesión. Alemania, República Checa y Escocia fueron los rivales del grupo clasificatorio. Empataron contra los checos y cedieron contra Escocia y Alemania, y en los playoffs empataron contra Gales y ganaron a Finlandia para finalizar sextos y asegurarse la permanencia en la primera división europea. 

El objetivo para ambos equipos era la primera “Queríamos el ascenso y las chicas hicieron un gran torneo consiguiendo el oro y metiéndose entre las ocho primeras de Europa”, apunta Elena Sánchez, seleccionadora femenina. Los chicos, que acusaron la baja de Pajares, “Han jugado a un gran nivel y hemos logrado mantenernos entre las principales potencias europeas, que es donde debemos competir”, añadía Jonas Gornerup, seleccionador masculino, al finalizar el torneo.

FOTOS RELACIONADAS

NOTICIAS RELACIONADAS

PATROCINADORES

0