28/06/2005 22:07
Javier Fernández y Vanesa Arenas, primeras medallas del Judo español

Los judocas Javier Fernández y Vanesa Arenas abrieron la cuenta de medallas en el judo español en los XV Juegos Mediterráneos Almería 2005, en la jornada inaugural de este deporte. El joven madrileño, natural de Móstoles, obtuvo el bronce al derrotar al francés David Larose, por un "ippon" en combate en la categoría de -60 kilogramos, que se celebró en el pabellón Rafael Florido de la capital almeriense. Javier Fernández fue apartado del camino de la medalla de oro por el argelino Omar Rebahi que, finalmente, fue el campeón en esta categoría. Esta era la segunda medalla que le faltaba al judoca para poder acudir a los Mundiales de Judo, el próximo septiembre "y eso me deja muy contento", dijo, porque "tras un mes lesionado, en la espalda, no venía en plena forma, aunque si muy ilusionado". El judoca español tuvo que "tirar del coco" para ganar al francés "un rival muy duro", según Javier Fernández, porque "no tenía el fuelle necesario para todos los combates, y por eso utilicé más la cabeza". La medalla de bronce servirá al joven madrileño para ir a los mundiales "a muerte, seguro", apostilló.
La otra medalla de bronce, esta en la categoría de -48 kilos, la consiguió Vanesa Arenas Comeron, al ganar a la francesa Emilie Lafont. También la "verdugo" de la española fue la judoca que, finalmente, se adjudicó la medalla de oro, la argelina Soraya Haddad, que venció en la final a la italiana Francesca Congia. La alegría de Javier la compartió Vanesa por la presea de bronce "porque ha sido, en contra de lo que haya parecido, un combate muy duro". Vanesa suma esta medalla a otras en torneos continentales como las de oro en los Campeonatos de Europa de 1998 y plata en el del 1999. Por su parte, la sevillana, residente en Pamplona, María de los Angeles Díaz Cárdenas, en la categoría de -52 kilogramos, sucumbió en el combate por el bronce, al abandonar ante la eslovaca P. Nareks. En esta categoría la medalla de oro se la adjudicó la francesa Annabelle Euranie, que doblegó en la final a la turca Aynur Samat, mientras que el bronce fue para la argelina Lynda Mekzine y Nareks. Todos los combates de esta primera jornada de judo de los XV Juegos Mediterráneos Almería 2005, se disputaron en el pabellón Rafael Florido, ante unos 350 espectadores. EFE